14. El Bosque Verde

verde

[su_label]Playlist para esta entrada Bosque Verde[/su_label]

[spotifyplaybutton play=»spotify:user:mrdamonfa:playlist:6yOAi1pWTIz1YrCrQMJM53″ view=»list» size=»620″ sizetype=»compact» theme=»dark»]

[att_divider style=»solid» margin_top=»20″ margin_bottom=»20″]

Continuando con la serie Sobre el estilo, donde estudiamos los elementos necesarios para desarrollar nuestro estilo, mejorar nuestras habilidades y liberarnos, ya hablamos sobre la Zona Azul, esa profunda laguna llena de información y secretos que debemos conocer para desarrollar nuestras propias herramientas para poder utilizar nuestra Zona Verde, la zona verde es el habitat de nuestro ser creativo.

Henri Rousseau

La gitana Dormida, un león oscuro con una melena invertida.
La gitana Dormida, un león oscuro con una melena invertida.

Quizás ya conoces el trabajo de este pintor francés conocido por sus obras posimpresionistas. Increíbles pinturas llenas de vida, fantasia, color, sinceridad y poesía. Rousseau comenzó a pintar casi a los 50 años de edad, nunca estudio pintura, nunca antes había tocado un pincel en su vida y nunca había visitado los lugares que pintaba en sus obras.

1024px-Henri_Rousseau,_known_as_le_Douanier_-_The_Snake_Charmer_-_Google_Art_Project
La encantadora de serpientes, Paisaje de jungla. Rousseau nunca salió de Francia.

Rousseau dejó libre a su ser creativo y un día se decidió a pintar, a estudiar, aprender por si mismo y pintar lo que sentía, lo que imaginaba lo que soñaba. La obra de Rousseau es hermosa, pero un académico de dibujo le encontraría cientos de errores, un experto en figura humana no podría terminar de señalar los errores, cada elementos pintado por Rousseau es único, es su forma de ver el mundo, las cosas, las personas, los animales, los paisajes. Solo el pudo pintar, en la historia del arte, esas visiones de mundos exóticos.

Henri_Rousseau_004
La Guerra…Increíble.

Muchos pintores crean obras a partir de lo que ven y ya antes comenté lo importante de saber observar, pero nadie dijo que solo podíamos observar con los ojos hacia el exterior. En nuestro interior hay todo un mundo, cada persona es un planeta lleno de historias, lugares, personajes, nuevos colores, nuevas formas, historias, fantasias y mucho más. Todos estamos en la capacidad de explorar ese mundo, Conocerlo te tomaría más que una vida. Cada persona tiene su forma de ver su undo interior y cada persona tiene su forma de exteriorizarlo, compartirlo, sea con música, con sabores, con pinturas, con ilustraciones, con cualquier tipo de manifestación creativa.

Explorar el Bosque Verde

Pero ese lugar único solo puede ser explorado por quien, sin saberlo, lo ha creado. Lo ha creado de la nada con vivencias, recuerdos, anécdotas, con imaginación y fantasía. En ese bosque habitan seres oscuros creados por miedos, temores, malos recuerdos, tristezas. También habitan seres llenos de alegrías, de emociones y de sentimientos.  Se que suena muy «fumado» pero es una forma de verlo y además puede ser muy positivo saber que ese lugar esta llenos de ideas para ilustrar.

Lo más increíble es que este lugar está a nuestra disposición y si logramos observar con atención veremos que tiene todo lo que necesitamos para crear, para obtener ideas, para revivir sueños, historias, recuerdos.

Quizás pienses, bueno mi vida no es tan emocionante o no tengo tan buenos recuerdos de la niñez, pero no se trata de eso, es de ver ese mundo dentro tuyo, y encontrar los temas que te gustan, pueden ser infantiles o abstractos, incluso oscuros. lo importante es que tenemos un lugar para comenzar a recopilar temas por ilustrar.

Por hacer

En estos momentos tenemos mucho en la cabeza: queremos dibujar, estamos desarrollando nuestra Zona Azul, psique estamos absorbiendo conocimiento, además ahora estamos explorando un territorio desconocido en nuestro interior. Es Bastante información, no creo que podamos fácilmente recordar tanto.

Una nueva actividad: anotar nuestras ideas, crear un diario de cosas por hacer, en este caso, cosas por ilustrar. Siempre es bueno alimentar este diario con nuevas ideas, que se vayan acumulando, que se vayan filtrando, que crezcan que se alimenten, pero ya en un lugar donde no las olvidaremos. Puede ser un cuaderno que siempre carguemos, que tengamos junto a la cama, que llevemos de viaje. O quizás algo digital que podamos acceder en todo momento (recomiendo el evernote para esto). Muchas veces si dejamos nuestras ideas en la cabeza, las vamos olvidando. Cuando despertamos en la mañana tenemos muy fresco el recuerdo de lo que soñamos pero conforme pasan los minutos lo vamos olvidando, al poco tiempo ya hemos olvidado más de la mitad de lo que soñamos, por eso podemos escribirlo en cuanto nos despertemos, aunque sean ideas sueltas de algo observaran después.

No somos una máquina, necesitamos ayuda de herramientas, llevar un diario nos servirá para no olvidar, tener temas para ilustrar y para dejar espacio en nuestra cabeza para nuevos conocimientos y nuevas ideas.

pperro

Más Sobre el Proceso Creativo

Si es la primera vez que llegas a este Proceso Creativo, te invito a ver las entradas anteriores que te ayudaran a liberar al ser creativo y mejorar tu calidad y estilo de dibujo.

 

Cerrar menú